sábado, 13 de diciembre de 2008

Cuento de navidad


He visto en varios blogs, que ya estamos con la Navidad. Aún no es, quedan unos pocos días, pero siempre nos gusta preparar esta festividad con un poco de antelación, para que cuando llege no nos coga el toro, como se suele decir.

Pues por estas fechas, a mí siempre se me viene a la cabeza una novela que escribió Charles Dickens, "cuento de navidad". Algunos la conoceréis, otros no...otros habréis oido hablar...pero la verdad es que es muy bonita, es preciosa, a mí siempre me ha gustado desde que la leí por primera vez.

Es una de esas novelas que no sabes en un principio si tiene una moraleja para todo el año, o solo es para Navidad, pero si tiene una, no para los demás, si no para la propia persona. Yo saco la mía, la que yo creo que tiene, pero no la diré porque no quiero que quien lea esta novela, o quien la vuelva a leer, busque una moraleja y solo vea la mía.

En esta novela, un hombre es muy avaro y solitario, que vive solo para trabajar, y , que no permite que su empleado celebre la Navidad con su familia. Además, el empleado es tan pobre, que casi no tendrán cena esa noche, y uno de sus hijos está enfermo. No tienen dinero para las medicinas.

Pero una noche antes de Navidad, este hombre, el protagonista de la historia, recibe la visita de tres espíritus. El espíritu del pasado, que le muestra su feliz infancia. El espíritu del presente, que le muestra la realidad que el no quiere ver, la felicidad en la casa de su empleado pese a sus dificultades...El espíritu del futuro, que le muestra como la gente opina de él, como sus amigos le critican y como su empleado muere en la más absoluta miseria...el hombre termina por despertar de su pesadilla, y aunque en un principio no quiere ni oir hablar de cambiar, lo hace.

Aumenta el sueldo a su empleado, le ayuda a celebrar la navidad, y también con las medicinas para su hijo. Además, también va a visitar a su sobrino.

Yo recomiendo su lectura a quien no lo haya leido, y recomiendo un nuevo repaso, a quien ya haya disfrutado con esta lectura.

Con esta novela, Charles, consiguió que la navidad volviera a celebrarse en el Reino Unido, después de haber prohibido esta celebración Oliver Cromwell, pero eso, es otra historia. Lo importante de esta novela es que está excelentemente narrada y llena de pasajes que da gusto releer.

12 comentarios:

Alicia. dijo...

Conozco la historia desde hace tiempo, pero me encantaría leer el libro. Tiene una gran moraleja.

Arwen Anne dijo...

Hola Alicia, me alegro de que te guste la historia, la verdad es que es la primera vez que hablo en el blog de una novela que no es la mía y tenía un poco de "miedo" por no saber como íbais a reaccionar, pero está claro que tú por lo menos, has reaccionado bien.

Y si, tiene una gran moraleja. Gracias por tu comentario

Martikka dijo...

Pues a mi me ha parecido muy bien tu reseña de la novela. Casualmente he colocado un banner en mi blog con las últimas palabras de la novela, como banner de Navidad!

Didac Valmon dijo...

siempre me ha encantado este cuento, eso a pesar de que las moralejas me suelen gustar más bien poco!!!

Arwen Anne dijo...

Hola Martikka, pues hija, tengo que reconocer que no me he dado cuenta de ese banner, lo siento, me paso por tu blog y lo miro vale?

Me alegro de que te parezca bien la reseña, la verdad es que es un cuento que yo lo ampliaria a cualquier epoca del año

Arwen Anne dijo...

Hola Didac, a mí me parece que para que te guste una historia no tienes que buscar moralajas ni gustarte entresacar ninguna enseñanza, mientras se disfrute con la lectura...está genial.

Thiago dijo...

jja pues es muy interesante lo que cuentas y eso que dices que "es otro historia" tb. pq no lo sabía ni nunca lo había oido eso de que volvieron a celebrar la Navidad y que estuviera proscrita en Inglaterra, jaja

Bezos

anapedraza dijo...

¡Hola!

Hace 2 horas te he escrito un comentario, pero veo que no ha salido... cosas del internete.

Te decía que hará mil años que no leo el libro, recuerdo que fue un regalo de Navidad cuando era un mico. El libro dice una verdad de grande como un castillo, unos son felices con muy poco y otros teniendolo todo nunca son felices. El problema es que la mayoría si no tenemos no somos felices.

¡Un abrazo!

MIGUEL

Menda dijo...

En serio?
Ya estamos en Navidad?

Ayyy, que no me gusta nada.¿Y quién no ha leído el de Dickens o visto la pelicula?

Si es como Mujercitas,que la reponen TOOOOODOOOSS los años.

Un beso, guapa.

Arwen Anne dijo...

Hola Thiago, todos los días se aprende algo nuevo, así que mira, una cosita que has aprendido. Me alegro de verte por aqui,y de que te resulte intersante, también.

un beso.

Arwen Anne dijo...

Hola, Ana o Miguel, porque la verdad no me entero, pero salvo una vez no he visto un comentario vuestro firmado por Ana, pero bueno, no pasa nada, asi que me salga el nombre que me salga, vosotros sabeis que me dirigio a vosotros.

La verdad es que el libro dice más de una verdad, y está muy bien, a mi me gusta mucho, seguro que eso ya se nota, lo que si te diré es que la mayoria, si no tiene, no es feliz. Eso parece regla de vida, pero mira, para eso están las pequeñas cosas no?

un beso

Arwen Anne dijo...

Hola Menda. Pues veras, que te guste la navidad o no, tu tranquila porque tampoco voy a hablar en este blog de navidad todos los años, es más, quien espere una postalita y muchas frases bonitas se me va a dar con la pantalla del ordenador porque no es mi intención, solo pondré dentro de unos días una imagen, de una postal de navidad y un par de frases cortitas, nada mas.

Y referente a las reposiciones, te diré que te aconsejo que leas el libro. Es mejor el libro que las peliculas o los dibujos animados. En las peliculas se trata de atraer a quien las ve, y en los dibujos, de atraer a los niños, así que...el libro es mejor, se hace mas ameno y puedes dejarlo en la pagina que quieras y seguir leyendo después, u otro día.

Ese es mi consejo.

un beso