martes, 25 de noviembre de 2008

Hacemos lo que queremos

Sí, la mayoría de la gente hace lo que quiere sin pensar en consecuencias para los demás. Supongo que estará en la naturaleza humana, pero se supone que nosotros podemos cambiar eso no?

A ver, yo me refiero a una cosa en concreto. Si te comprometes a ir a un sitio a una hora determinada y un día determinado, no puedes ir cuando te plazca, ni poner excusas tontas para escabullirte, porque perjudicas muchísimo a otras personas que no tienen culpa de que tengas frío, de que no te apetezca levantarte del sillón, o de que simplemente, te apetezca ver la TV.

En el teatro pasa eso. La gente va cuando quiere, cuando el día esta bueno y cuando no hay nada interesante que ver en la TV. Pero al resto eso nos perjudica, porque tal vez a mí me hubiera gustado...no se...de haber apetecido algo ayer claro, escuchar un disco, o ponerme a cocinar, o seguir escribiendo en la novela...en vez de estar andando 20 minutos con el frío que hacía ayer, para llegar al teatro y ver que no teníamos clase porque la gente no se presentó.

Menuda tontería. Andar es bueno...pero para eso...y luego claro, vienen las excusas. Que si tenía frio, que si me tomé un café con una amiga...es que desde luego...

Ya se que criticar está feo, pero más feo es hacer lo que uno quiere y no lo que se debe. Hay momentos, en los que se debe hacer lo que uno quiere, pero si te comprometes a hacer algo, eso es algo que debes hacer, o al menos, poner una excusa más lógica... di que estas mala, pero no que te fuiste a tomar café.

16 comentarios:

Martikka dijo...

La verdad es que decir que has ido a tomar café...
Parece que en vuestro grupo de teatro la gente no está muy comprometida, y es cosa curiosa, porque si no te gusta mucho, ¡no te apuntes! Entiendo a la gente que pone excusas para ir al gimnasio, incluso al ir a trabajar, pero si te apuntas en algo artístico se supone que te interesa, ¿no?

Proyecto de Escritora dijo...

Se trata de ser un poquito responsables con las cosas con que nos comprometemos. Creo que tiene que ver también conel respeto y la madurez.
A veces pasa que quedas con gente y te pasa lo mismo, o llegan tarde o te ponen excusas de última hora. Cada vez pensamos mas en nosotros mismos y no en los demás. De nuevo el egoismo...si es...
Para que veas que no eres a la única que este tema le crispa...

Un beso!

Arwen Anne dijo...

Martikka, yo creía que a mi grupo el teatro le interesaba de verdad, pero está claro que no. Solo quieren pasar el rato y punto, para hija, en cualquier sitio pasas el rato, a mí me gusta el teatro y no digo que todo el mundo se lo tome en serio como yo, pero al menos, mostrar más interés.

Arwen Anne dijo...

Tú lo has dicho proyecto, se trata de ser responsables con las cosas con las cuales nos comprometemos. Yo me comprometí a no fallarle a la directora, y ya ves, ayer, con lo mal que estaba, fuí y todo. Y hoy no es que tenga muchas ganas, estoy cansada y no me apetece, pero se que en cuanto entre todo se me pasará y no pienso fallar, hasta que no halla una tormenta, pero una tormenta de esas de truenos y relampagos, esa si me deja a mi en casa

Costarossa dijo...

E mi clase de catalán ayer eramos tres pero afortunadamente en una clase de idioma ser menos puede ser una ventaja porque sale casi como clase privada al mismo precio. :) Bueno, la verdad es que sólo intento buscar algo bueno en lo que pasó ayer también en mi clase, que no se presentó casi nadie, aunque prefiera cuando haya más gente. Y eso que todos han pagado el curso. Pero creo que tampoco depende de eso, es más una cuestión de actitud y hasta de carácter. El Regatista paga el gimnasio cada mes y a veces pasa meses sin ir allí ya que entrena navegando, en trabajo o en casa. En cambio, yo pasé tres años estudiando español con una beca pero fueron muy pocas veces que no me presenté.

Ánimo y te digo que no vale la pena enfadarte. Entiendo que te sientes desengañada. No sé si decirte lo que pienso, por el miedo que te ofiendas. No es insultante en sí pero a lo mejor no te gustaría oirlo. A lo mejor pones todas tus esperanzas en una cosa como el teatro porque no tienes mucho más divertido en tu vida y anticipas el evento como algo especial, pero si algo falla, te quedas desengañada. A mi me pasa porque no tengo amigos cercanos, no me atrevo conducir lejos sola, no me atrevo hacer muchas cosas, y luego me pongo de mal humor porque mi vida es tan insípida.

Arwen Anne dijo...

No entiendo el motivo por el que voy a enfadarme contigo Costarossa por decir eso. Es verdad, no tengo muchas cosas en las que basar nada, lo que pasa es que el teatro tambien es diferente, aqui si te pierdes una clase importa porque luego a la hora de hacer la obra, no estas preparada para ese papel y los primeros meses son fundamentales para dar los papeles adecuados a la gente adecuada. La obra depende del esfuerzo de todo el curso, no de los últimos dos meses, entonces todo son prisas y la obra no sale bien.

Pero bueno, haber si hoy si podemos darla, porque no se puede hacer todo a la vez, y si se comprometen, mejor que acudan, o que no se comprometan.

B. Miosi dijo...

Querida Arwen, la puntualidad es una virtud que se está perdiendo. Tanto así, que ahora a los impuntuales se les llama snob, o gente con "estilo", llegar tarde o no llegar para hacerse notar es común. Ahora, anotarse para una actividad que se supone te gusta y no ir, creo que es masoquismo. O sencillamente falta de compromiso. Personalmente, detesto la impuntualidad, me ha tocado viajar bajo lluvia para asistir a un evento al que nadie daba en apariencia, la misma importancia que yo.

Te comprendo,
Besos,
Blanca

Thiago dijo...

Desde luego es una cuestión de responsabilidad.. otra cosa es que no se pueda pq hay mucha nieve o algo asi. Pero eso casi pasa con todo: el gimnasio, las clases... etc..

Bezos

La Menda. dijo...

Sabes? yo creo que lo que debes pensar en "ellos se lo pierden". Disfruta tú y tus momentos, y que les vayan dando.
Uy, hay excusas para todo, si yo te contase....
Saludos, guapetona.

Alicia. dijo...

Yo tampoco lo entiendo. Cuando te compromentes a algo es porque lo vas a cumplir. Claro que pueden haber obstáculos, pero ir a tomar un café... No creo que sea una excusa muy convincente.

besos!

Arwen Anne dijo...

Hola Blanca, gracias por tu comentario. La verdad es que hoy han llegado a la hora que han querido, pero han recibido la reprimenda del profesor y desde luego parece que expulsara a algunos, los que siempre faltan o van cuando quieren, esos quedaran expulsados.

Espero que te haya ido bien con el evento

Arwen Anne dijo...

Thiago, tu lo has dicho, es cuestión de responsabilidad, pero se le pide a los crios que lleguen puntuales, y ellos llegan, y los mayores, que deberían dar ejemplo no lo hacen. Desde luego menudo ejemplo que son.

Y hombre, como tu has dicho, cuando hay una buena excusa vale, pero cuando no...

Arwen Anne dijo...

Hola Alicia, yo estoy contigo, ir a tomar un cafe como que no es la mejor excusa, pero hoy ha llegado una y va y dice que ayer no acudio al teatro porque no tenía coche y no le apetecía andar 15 minutos. Perdona, yo tardo 20 minutos en llegar y nunca he llegado tarde ni he faltado. Esa excusa a mi no me convence, aunque al profesor tampoco y eso que el tarda mas que yo porque vive mucho mas lejos y el coche lo tiene en el taller así...

Arwen Anne dijo...

No, menda no creo que sea una excusa muy buena, me parece de las peores excusas, pero mira, los que vamos somos los que pagamos el pato porque no podemos hacer bien las cosas, aunque nos enforzamos lo que podemos

Dark Angel dijo...

Seis meses en una ciudad desconocida por completo y nunca he llegado tarde...esa es una virtud compulsiva que tengo.... y me gusta tenerla.
Que bueno es pasar por tu casa...saludos desde una lejana galaxia

Arwen Anne dijo...

gracias por pasarte, te lo agradezco, y tambien eso de que no llegues tarde, es realmente una virtud que se está perdiendo